Aquest lloc web utilitza galetes per aportar una millor experiència de navegació i un servei més personalitzat. Si continues navegant, considerem que acceptes el seu ús. OK

¿Por qué no tengo tanta suerte como otras personas?

Si la persona presenta un bloqueo paterno atrae a su vida dificultades, problemas, obstáculos, apuros, etc.

Publicat el 08 de Novembre de 2014

¿Por qué hay personas que tienen suerte y otras no? ¿Por qué a unos les es muy fácil llevar a cabo un proyecto y, en cambio, a otros les cuesta un abismo? ¿Te habías planteado alguna vez que el hecho de tener suerte podría estar vinculado a una cuestión energética?

 

¿Qué relación tiene el factor suerte con la relación con el padre?

Si te resulta muy complicado conseguir el empleo que tanto deseas, si superar los problemas económicos se traduce en una misión casi imposible, o si siempre has tenido dificultades para llevar a cabo un proyecto, pregúntate qué relación tuviste con tu padre. Quizás no teníais una buena relación; a lo mejor era un padre ausente al que no podías ver tanto como a ti te habría gustazo; podría ser que a lo mejor sufrieras por él al verlo enfermar o padecer dificultades profesionales; quizás no encajaste bien su muerte; etc. Estas son algunas de las causas que pueden provocar un bloqueo paterno

 

Los hay que han nacido con estrella

Un bloqueo paterno es fruto de una cuestión emocional no resuelta con el padre. La consecuencia de ello es una vibración baja y falta de energía yang (energía de acción ante la vida). A una persona con la vibración alta, todos los vientos le son favorables y actúa como un imán respecto al éxito (tiene ideas originales, atrae a su vida personas interesantes para consolidar proyectos, vive una vida más fácil, etc.).

 

¿Cuáles son las consecuencias emocionales de un bloqueo paterno?

Si la persona presenta un bloqueo paterno atrae a su vida dificultades, problemas, obstáculos, apuros, etc. Cuanto más grande sea el bloqueo paterno, más baja y densa será la energía yang. Eso no significa que los proyectos no se lleguen a materializar, pero será necesario mucho más esfuerzo y una voluntad de hierro. Será agotador y la persona incluso puede llegar a enfermar.

Si es la mujer la quien tiene un bloqueo paterno, presenta un patrón masculino mal integrado. Ello se traduce en el hecho de que atraen a personas inadecuadas a su vida. Si bien es cierto que se enamoran, les resulta imposible ser felices con su pareja porque son hombres que representan lo contrario de lo que merecen y están buscando. De esta manera, la mujer experimenta frustraciones y desengaños amorosos que carga en su mochila y se pregunta por qué no ha tenido suerte en el amor.

 

Y, a nivel físico, ¿cuáles son las consecuencias?

Los bloqueos paternos pueden comportar también enfermedades físicas. En el caso del hombre, son frecuentes los problemas de próstata, piedras y otras patologías del riñón, impotencia, eyaculación precoz y problemas reproductivos a nivel de espermas (menor cantidad o más lentos).  En el caso de la mujer, son frecuentes las molestias durante la menstruación (dolores y periodos irregulares), los quistes en los ovarios, y los problemas hormonales (tiroides u otras glándulas del sistema endocrino).

 

Todo tiene solución

Los bloqueos paternos se pueden localizar fácilmente con el Método Keymac. Físicamente, se encuentran en la zona inguinal derecha. Si el diagnóstico confirma que existe este bloqueo, se deberán aplicar las terapias más adecuadas a la persona (las más habituales son la keypuntura, el keyshu, el keyveda y la reflexkey).

 

Autora del artículo: Griselda Vidiella

Psicoterapeuta, naturópata y directora del Centre FAC